¿Por qué el festival de Sundance es la verdadera antesala al Oscar?

Pachuca, Hgo., 7 de febrero de 2016.- No más importante que la Berlinale, ni menos trascendental que Cannes, el encanto del festival de Sundance radica en que las cintas que exhibe son las primeras en colarse a la lista de nominados a la estatuilla dorada.

Sundance es celebrado anualmente durante las últimas semanas de enero en el poblado de Park City, cerca de Salk Lake City en Utah, Estados Unidos. Inaugurado en 1978 bajo el nombre U. S. Film Festival de Utah, contó con la figura del actor Robert Redford para atraer estudios y distribuidores.

Cada año más de 9000 películas se presentan a la contienda para que solo 200 conformen la selección. Además de descubrir nuevos talentos mediante la proyección de documentales, dramas y cortometrajes, los asistentes disfrutan de paneles de discusión con los más destacados creadores y figuras de la industria cinematográfica, entre otras actividades.

Lo curioso es que desde 2001, cintas proyectadas en el festival contienden por el Oscar: Little Miss Sunshine, Precious y Boyhood son ejemplos concretos, algunas de estas cintas incluso nominadas a Mejor Película.

Desde entonces el patrón persiste, pues este año aparecen de nuevo cintas y documentales nominados a los premios de la Academia, como Brookling, cinta que vio la luz durante Sundance y este año compite por tres Oscares. Mención aparte merece Tierra de Cárteles de Matt Heineman, que en el festival mereció el premio a Mejor Director y el Premio Especial del Jurado por su fotografía.

Aunque Sundance parece una escuela para jóvenes cuya ambición es dedicarse al mundo cinematográfico y la meca del cine independiente, desde los noventa es un boom que despierta la curiosidad y el deseo de directores para presentar desde sus operas primas hasta lo último de sus producciones.

Ahora los críticos posan sus ojos en el festival de Salt Lake City para descubrir quién se perfilará para ganar la estatuilla dorada en 2017.Si nos ponemos un turbante y utilizamos a Sundance como bola de cristal veremos que el siguiente año cintas como Mr. Pig de Diego Luna, Manchester by the Sea de Kenneth Lonergan o The Hollar de John Krasinski se acercan peligrosamente al galardón.

Sobre El Autor

Sandra Franco

Escritora amateur, cinéfila, bookworm andante, comunicóloga llena de idiosincrasias, megalómana con restricciones, fangirl y otras aversiones.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario