México, Argentina, Palestina y Brasil, unidos por el ritmo, la música y el público de la Bella Airosa

PACHUCA. FEBRERO 20-2017.- El pasado sábado, con la reciente caída de la noche, la polifacética banda Paté de Fuá presentó su nueva gira promocional del álbum Película muda, segunda parte, lanzado en 2016.

Con el teatro San Francisco de escenario, el concierto inició con los tenores románticos propios del jazz y las canciones viejas de la agrupación. Pronto la intimidad invadió el casi abarrotado recinto, pues en pasados festivales y eventos particulares, esas canciones se entremezclaron con los vientos de la ciudad.

El encuentro de dos viejos amigos: el público y los músicos que, una vez pasadas un par de canciones y dos tragos de tequila, bailan con y para su instrumento, comparten miradas y anécdotas con su público.

Baladas como ‘La tempestad’, ‘Fantasma enamorado’ o ‘Muñeca’, conmovieron a los asistentes de tal manera que, a pesar de tratarse de un teatro pequeño, no escatimaron en levantar sus teléfonos y encendedores para iluminar el escenario y mostrar empatía con las lastimeras o anhelantes notas que salían del saxofón, de la guitarra y percusiones.

Durante dos horas, casi 20 canciones y una que otra complacencia, la banda accedió a continuar la noche con otro tipo de celebración: firmaron autógrafos a todos los dispuestos a esperar su turno. En cuanto terminó el concierto, más de la mitad se acercó a convivir con los músicos, tomarse fotografías o platicar hasta entrada la media noche.

Hacer Comentario